Este es un fragmento de 10 minutos de una entrevista de 1983 con el ex-agente de la KGB Yuri Bezmenov, alias Thomas Schuman. Aplicable a USA y al resto de países de este mundo globalizado. Permite entender claramente porque tenemos en el gobierno a marxistas como Pablo Iglesias y porque la situación está llegando a límites extremos, como en nuestro país y en otros paises europeos o como ya llegó en América del Sur en Cuba o Venezuela y ahora mismo en Chile, Bolivia, Ecuador, etc etc. Prácticamente en todos.

Si después de ver esta entrevista no eres capaz de entender porque nuestra “izquierda” es así de fanática, autista y descerebrada poca broma, tu situación es muy preocupante. Y si te apetece ver una clase magistral un poco mas larga, media hora, de Yuri Bezmenov aquí la tienes, disfrútala y aprende, porque lo que este hombre anuncia hace cuarenta años lo tenemos hoy en nuestros países bien visible;

El departamento Central de Inteligencia (conocido por sus siglas en ruso como GRU) se fundó en 1918, después de la revolución bolchevique. Lenin insistió entonces en que debía ser independiente de otros servicios secretos. Cuando tras el colapso de la Unión Soviética, en 1991, la todopoderosa KGB se disolvió, el GRU permaneció intacto.

La agencia de inteligencia militar ha realizado tradicionalmente operaciones clandestinas al servicio del Kremlin. Tuvo un papel clave en la Guerra Fría. También en las dos guerras de independencia de Chechenia. Y más recientemente, en la anexión de Crimea por parte de Rusia, en 2014. Algunos informes han situado también a agentes del GRU en la región ucrania del Donbás, donde los separatistas apoyados por el Kremlin combaten con las fuerzas ucranias.

En los últimos 20 años, bajo los mandatos de Vladímir Putin, el GRU se ha destacado además por sus intervenciones en el ciberespacio. Occidente ha acusado a la agencia de lo que considera una campaña global de ciberataques que han apuntado a instituciones antidopaje, estaciones de energía nuclear o centros de control de armas químicas.

Resulta llamativo que mientrasen occidente queremos creer que la caída del muro de Berlín supuso la caída del comunismo, en realidad mas bien ha supuesto la carcoma de la democracia occidental y la caída de sus valores morales. El totalitarismo sigue vivo y avante.

Pinceladas de actualidad relacionadas;

La Audiencia Nacional investiga los movimientos de espías rusos en Cataluña El Pais

Servicios de Inteligencia extranjeros detectaron a espías rusos en colegios electorales de Cataluña el 1-O LD