surf


Dos grandes días de olas dan la bienvenida a los habitantes de Sydney a una nueva primavera. Con la dirección de oleaje y los vientos correctos, esta rompiente de arrecife puede ofrecer algunos tubos divertidos y algunos golpes de castigo. Con los lugareños Kirk Flintoff, Maxime Raynor, Dylan Longbottom, Jarvis Earle y Shane Campbell. Disfrutar

Una vez más, la costa este recibe dos días épicos de olas muy considerables, todas filmadas en Sydney. Comenzando en la playa de mi casa de Avalon luego a Newport Beach. Luego hacia South Narrabeen y finalmente en este día Queenscliff Bombie.
Día 2 Me levanto a las 5 am para la mejor losa* de Sydney, Cape Solander. ¡¡Disfrutar!!

Tim Bonython

*-Losa, en surf se utiliza este término para hablar de losas de piedra bajo el mar donde rompen olas muy agresivas y con muy poca profundidad, de ahí su violencia.

Edito este post debido a la retirada del vídeo que había subido aquí. En su lugar veremos este otro, con una primera parte de tablones, (tablas grandes con las que se hace un surf mas “tranquilo”. Hay una figura que consiste en poner los dos pies en la punta de la tabla, con los diez dedos abrazando esa punta. por eso se llama “Hang ten”

A mano surf. Filmada a lo largo de los ríos del norte de Nueva Gales del Sur, Australia, la película nos muestra diferentes formas de cabalgar las olas y el arte de dar forma a una tabla a mano, al tiempo que captura la belleza escénica de la región.

Bien, has visto el calentamiento en el día 1, ahora aquí está el verdadero negocio.
Una de las olas más grandes que ha golpeado la costa este de Nueva Gales del Sur (Australia) en años.
Después de salir del agua en esta sesión, la leyenda de las olas grandes Ryan Hipwood dijo que “fue uno de los eventos de oleaje más intimidantes que jamás haya surfeado”. Vea los comentarios al final de Shane Ackerman. ¡No es feliz!
Este lugar está en la parte superior de los lugares australianos de surf de olas grandes para remar.

Bali es uno de los lugares míticos entre los surfers para disfrutar de grandes olas y mares de cristal. Uno de los mejores días de olas del año en Nias, un sitio perfecto de vacatas surferas.

Viniendo del sur profundo, una tormenta empuja dos días de olas serias que pasarán a los libros de historia.
En esta Swell Chase documenté el primer día que fue un calentamiento para el Real Deal Sunday.

Estoy teniendo graves problemas a la hora de crear y publicar posts en Txirlo, no se muy bien porqué. Se bloquea el editor cuando estoy en plena faena de elaborar un post. Buscando solución, las que encuentro exceden mis capacidades, (corregir y depurar el código fuente de la web y cosas similares) y no se si este blog tiene los dias contados.

En todo caso, hoy elaboro este post sencillo de surf, que tiene dos cosas que me llaman la atención en su vídeo de fantásticas olas. Una es el escalón que forma la ola cuando ya van lanzados y se va a formar la sección mas dura del tubo, cuando el labio se convierte en el mar entero pàsando por encima de la cabeza de los surferos. Añade una dificultad al ya de por si difícil recorrido al tener que saltar por la pared.

Y la segunda y mas importante, por fin encuentro a una chica metida en el fregao de las grandes olas, una rubia Noah Hassett delgaducha y alta a la que no me puedo imaginar si se cae y la tritura una olota de esas. Pero si ahí está, dando el cayo y surfeando dos buenas olas que se la vean. La primera en el minuto 6 del video.

Swellchasers se podría traducir por cazadores de olas. Pero olas guapas, esas olas de mar de fondo que llegan en series ordenadas de muy lejos, donde han tenido miles de kilómetros para ir agrupándose y ordenándose en una ordenada fila de series cadenciosas.

Y los surfers, aquí, parecen miles de patitos en el agua. Pongan volumen si les gusta la musiquilla, no es de las mejores pero suena solo al principio, pantalla a tope eso si y disfruten de unos minutos de relax.

Me lo envía mi hijo y se lo dedico a María, que con el confinamiento y la nieve tiene que estar un pelín aburrida 😉

Ya saben, pantalla completa imprescindible y a gozar de los sustos que nos da este “rider” adrenalínico.

Al final del vídeo descubres que grabar esto también tiene su precio 😀

Y como este trailer nos deja con las ganas, un poco de hemeroteca

Página siguiente »